Zona Franca ampliará con 15 millones el polígono de Valadares a la espera de Ikea

10 agosto, 2018
Comments off
58 Views

[Vía: La Voz de Galicia]

El consorcio presupuesta otros 12 para la Panificadora y el Campus do Mar en la ETEA

El pleno del Consorcio de la Zona Franca aprobó ayer un presupuesto de 60 millones de euros para el 2019, con una inversión neta que superará los 41 millones y que el delegado del Estado, David Regades, elevó a 45 porque hay otros 4,3 millones que son aprovisionamientos de la cuenta de resultados para desarrollar suelo industrial

Una de las principales partidas ,de casi 15 millones de euros, tiene como objetivo ampliar el Parque Tecnológico y Logístico de Valadares para dar cabida a nuevas grandes empresas. Una de las que se espera que se pueda establecer en el polígono es la multinacional sueca del mueble. «Queremos que Ikea venga a Vigo», subrayó Regades, que recoge así el testigo del trabajo de su antecesora Teresa Pedrosa. Además de más terreno industrial, el consorcio mejorará los viales de acceso.

El presidente del pleno y alcalde de Vigo, Abel Caballero, destacó que, del total de inversiones, 39 millones son en la ciudad. En la sesión tomaron posesión los nuevos vocales designados por el Estado: la exministra Elena Espinosa, la profesora de la Universidad de Vigo Ana María Mejías Sacaluga y el dueño del astillero Rodman, Manuel Rodríguez. Este empresario se mostró «agradecido» de volver como miembro del consejo. También se ha incorporado, como vocal en representación del Concello, Ángeles Marra Domínguez.

Zona Franca dedicará 4 millones a obras de mejora del polígono de Bouzas, donde se harán nuevos accesos peatonales, y 12 millones a otros proyectos, como la recuperación de la Panificadora, un centro gastronómico (que irá también en la antigua fábrica de pan) o la rehabilitación del edificio Siemens en la antigua ETEA.

 

Sobre este plan, la intervención general del Estado detectó un problema contable. El 2 de agosto de 2017, la Xunta y el Consorcio firmaron una modificación del convenio suscrito en el 10 de febrero de 2009, en virtud del cual una parte de los terrenos y edificios vendidos en ese momento eran adquiridos de nuevo por la Zona Franca. Pero esta no dispone de una tasación actual de los inmuebles adquiridos, sino que el valor de adquisición se ha basado en una tasación realizada por la Xunta en el 2012. Tampoco se ha tenido en cuenta el deterioro que estos bienes han sufrido al cederse de forma gratuita a la Universidad de Vigo durante 40 años para uso público, por lo que su valor recuperable   «es supuestamente inferior al de tasación, realizado en 2012». El informe de la auditoría de la Intervención General del Estado concluye que  «ambas cuestiones nos impiden verificar si estos activos están contabilizados de acuerdo con la norma de registro y valoración del plan general de contabilidad, lo cual supone una limitación al alcance de nuestro trabajo»

En los presupuestos también se destinan otros 4 millones a Balaídos y 4,1 al puerto seco de Salvaterra, es decir, las partidas para todos estos proyectos están dotadas con cantidades muy similares.

El Consorcio no prevé déficit ni deudas. El nuevo delegado quiso destacar la construcción  nuevos edificios de la automoción en la avenida de Balaídos En la esquina frente al estadio se hará un Inmueble de 1000 metros cuadrados de superficie, se comprará otro de cuatro plantas en el edificio anexo, que suman 3800 metros, y se alzará otro en la avenida de Citroên de 10,.000 metros cuadrados. El conjunto, que suma 17000 metros cuadra dos, ubicará la aceleradora de empresas de la automoción Business Factory Auto, un laboratorio de I+D, la primera incubadora de alta tecnología de automoción de Galicia, la High Tech Auto También habrá espacios para la instalación de industrias y empresas vinculadas al sector. Para comenzar la obra, en los pre supuestos del 2019 está previs- ta una cantidad de 2,5 millones de euros, cifra que alcanzará los 11,6 una vez construidas las tres piezas. Otra parte importante del pre supuesto son las inversiones en el desarrollo de suelo industrial para su venta a empresas, que se centra en la urbanización de la Plisán de SalvaterraAs Neves, un parque industrial que todavía no tiene empresas funcionanda.

Abrirse a Bouzas

Regades también informó al pleno de su decisión de paralizar el actual proyecto de reforma de las instalaciones de la Zona Franca en Bouzas para poder diseñar otro que contemple mejoras en su integración con el barrio, en la accesibilidad rodada, peatonal y ciclista al polígono y conformar un espacio mis adecuado para conjugar usos comerciales y de tráfico internacional con la representación que la se- de central del consorcio requiere.