El naval dispara su actividad un 87% hasta junio y encabeza el tirón industrial en Galicia

9 agosto, 2018
Comments off
180 Views

[Vía: Faro de Vigo]

 

La producción del sector se elevó un 8% en el semestre, ayudada por el impulso de la energía

Solo en Cantabria creció más

El sector industrial gallego pisa el acelerador tras cerrar el primer semestre del año con un repunte del 8% en la producción. El empuje del sector naval y de la energía han cimentado las bases de este avance, que casi quintuplica al de la media estatal (+1,8%) y que solo Cantabria (+9,3%), logra superar, según se refleja en los datos publicados ayer por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Estos dos sectores vuelven a escena con fuerza para reforzar el liderazgo de la industria gallega a nivel estatal. El naval gallego da carpetazo a la crisis del tax lease y se consolida a base de contratos -un total de 32, según los datos del primer trimestre divulgados por el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo-, que aseguran actividad no solo para el futuro, sino también para el presente. Buena muestra de ello es que la producción de embarcaciones se dispara un 87,3% en Galicia en relación con los seis primeros meses del año anterior, en los que la actividad ya reflejaba un cambio de tendencia y comenzaba a despuntar. Pese a ser los mejores datos de actividad desde el año 2013, todavía queda, eso sí un largo camino para recuperar los niveles de actividad de hace quince años, que casi triplican a los actuales.

También recupera su condición de motor industrial la generación eléctrica. Tras un 2017 negro para el sector por las escasas precipitaciones de un año marcado por la alerta por sequía, las fuertes lluvias registradas por la comunidad en la primera mitad del año han rescatado de su letargo a la producción hidroeléctrica. Galicia, la segunda comunidad con más megavatios (MW) instalados para la producción de esta energía, tras Castilla y León, se ha visto beneficiada por el cambio de tendencia en la meteorología y logra incrementar su crecimiento a ritmo de doble dígito. El descenso registrado en el

mes de junio no evitó que Galicia cerrase el primer semestre con un repunte del 16,2% en la producción de electricidad.

El naval y la energía fueron las piezas clave de un repunte al que también contribuyeron el sector metalúrgico, el químico y, en menor medida, el alimentario. En concreto, la fabricación de productos de hierro y acero acumuló un alza del 19,3% en los seis primeros meses del año. Se trata del mayor avance que registra el sector en toda la serie histórica que arranca en el año 2003. También de doble dígito fue el avance de la industria química, con elevado peso en la provincia de Pontevedra, que cerró los seis primeros meses del año con un ascenso del 10,3%.

Más tímido fue el avance de la industria de la alimentación, otro de los pilares de la actividad manufacturera en Galicia se consolidó con un avance del 2,7% respecto al primer semestre del 2017 y enfila su quinto ejercicio consecutivo al alza.

El empuje de estas actividades compensó con creces el ligero descenso que, según las estadísticas divulgadas por el INE, registró otro de los pilares de la actividad industrial en Galicia: la automoción. La producción de este sector registró un descenso del 4,1% respecto a la primera mitad del 2017 en la comunidad gallega. El textil, por su parte, sufrió una fuerte caída, del 19,2%, aunque su impacto sobre los datos de producción industrial fue casi nulo, ya que la importancia de Galicia para el sector radica más en la vertiente logística que en la de fabricación.