Galicia culmina la cuesta de enero con la menor destrucción de empleo en 11 años

5 febrero, 2018
Comments off
245 Views

La Opinión de A Coruña

 

El paro sube un 2,6% por el fin de la campaña de Navidad. Se ha producido el menor incremento en el primer mes del ejercicio desde el año 2007

Ubicar el arranque de la campaña de Navidad en el calendario es una tarea cada vez más complicada ante la llegada de fenómenos como el Black Friday o el Blue Monday. Pero lo que sí permanece sin cambios es cuándo toca su fin. Se trata del mes de enero, la fecha de caducidad de buena parte de los contratos firmados en las semanas anteriores para atender las compras navideñas. 2018 no ha sido una excepción y Galicia suma 4.873 parados más que en diciembre (un 2,6% más). Aunque la comunidad gallega no evita que la lista de parados aumente, ni que lo haga a mayor ritmo que la media estatal (del 1,9%), sí logra que la destrucción de empleo en este mes sea la más baja desde 2007, el último antes del inicio de la crisis.

El fin de la campaña navideña tiene su reflejo en los datos de paro registrado. Solo en el sector servicios, que incluye las actividades más expuestas al empleo navideño, como el transporte, logística o atención en los comercios, el paro aumenta en 5.092 personas. Si se excluye del cálculo este sector, el paro en Galicia habría descendido en 219 personas, gracias al tirón del sector industrial, que incorporó a 314 profesionales el mes pasado.

Pese a sufrir la cuesta de enero más que el resto de España, la comunidad logra reducir el paro a un ritmo mayor en los últimos doce meses. 22.192 gallegos abandonaron las listas del antiguo Inem desde enero del 2017 (un 10,5% menos, su mayor ritmo desde 1999), frente al descenso del 7,5% en el conjunto del Estado, donde cayó en 283.703 personas.

La reducción del desempleo en Galicia en el último año se sostiene en la creación de nuevos puestos de trabajo que, aunque suman 10,5 contratos por cada empleo consolidado, afecta especialmente a los perfiles más técnicos. Es el caso de los trabajadores que cuentan con la Educación Secundaria Obligatoria (ESO) como máximo nivel de formación, entre los que el desempleo cae un 12,5%, y entre los de formación profesional, que se reduce un 11,4%, frente al 9,7% de los titulados universitarios.

Además, el envejecimiento poblacional marca el tránsito del desempleo a la jubilación de un segmento de la población mientras que otra parte importante de profesionales deja de apuntarse en las listas del antiguo Inem cuando pierde el trabajo al carecer de derecho a cualquier tipo de prestación. Este es el fenómeno que provoca también que el paro haya aumentado solo en 4.873 personas en Galicia en enero respecto a diciembre pese a que la comunidad destruyó casi 12.000 puestos de trabajo, lo que supone una media de 386 al día. La autonomía gallega suma en la actualidad 189.886 parados y contabiliza 973.462 afiliados a la Seguridad Social, según los datos publicados ayer por el Ministerio de Empleo.

La situación en el conjunto de España es similar al registrarse un aumento del paro de 63.747 personas pese a que la pérdida de cotizantes superó los 178.000. De esta forma, el conjunto del Estado contabiliza 3.476.528 inscritos en las listas del antiguo Inem y 18.282.031 afiliados a la Seguridad Social.

Por provincias, la gallega que más empleos destruyó fue A Coruña, con casi 5.000, seguida de Pontevedra (4.656), Lugo (1.171) y Ourense (1.166).

Los sindicatos volvieron a alertar ayer de la “estacionalidad y precariedad” del mercado laboral.