“Con este congreso queremos poner en valor los materiales metalúrgicos”

5 julio, 2018
Comments off
177 Views

El Correo Gallego

 

{Buenos Aires, 1974} La asociación que dirige Enrique Mallón celebrará mañana, en la Cidade da Cultura de Santiago, la tercera edición del Congreso de Construcciones, Estructuras Metálicas y Cerramientos. Un evento que reunirá a unos 300 profesionales de toda España que se dedican a una actividad que, solo en Galicia, cuenta con 2.107 empresas, emplea a más de 15.400 trabajadores y factura 975 millones de euros.

¿Cuál es la principal labor de la Asociación de Industriales Metalúrgicos de Galicia (Asime) y desde cuando la desarrolla?

Asime cuenta con 41 años de historia. Somos más de 600 empresas en Galicia de todo el sector metalúrgico. Un sector que ­engloba a empresas vinculadas con la automoción, con la industria naval y marítima, con la aeronáutica, así como con las grandes construcciones, estructuras metálicas y cerramientos, que es el área que organiza este congreso. Somos más de 30 los profesionales que trabajamos en Asime y, habitualmente, organizamos foros, congresos y encuentros para promocionar al sector metalúrgico en su conjunto. La semana pasada estuvimos en Ferrol, con el Hub de Eólica Marina, y mañana estaremos con Metalcons en Santiago.

¿Qué objetivos se han marcado para esta tercera edición del Congreso de Construcciones, Estructuras Metálicas y Cerramientos (Metalcons)?

En Metalcons esperamos que haya más de 300 profesionales de toda España y otros países vinculados con este tipo de construcciones y estructuras metálicas. Algunos de ellos representan empresas de ingeniería, otros empresas de cerramientos. Vienen incluso representantes de la embajada de Costa de Marfil para hablarnos de sus proyectos como país, que puede interesar a las empresas gallegas.

Básicamente, el objetivo es poner en valor los materiales metalúrgicos (acero, aluminio…) y las ventajas que éstos tienen a la hora de realizar determinadas obras significativas. Materiales como el acero tienen como ventaja la versatilidad de las construcciones, la flexibilidad en el diseño de las obras, que son muchas de ellas, relevantes en todo el mundo, como la ópera de Sidney, el aeropuerto londinense de Heathrow, el edificio de Radio France o el viaducto del Ulla. Pretendemos también que haya intercambio de negocio entre los asistentes, porque habrá ingenierías, empresas constructoras, firmas de estructuras metálicas, extrusionadores de aluminio y, obviamente, se va a crear un foro adecuado para el intercambio comercial. Y sobre todo, lo que queremos es que se pueda mostrar, que estas estructuras metálicas son una muy buena solución para obras de alta complejidad y también para aquellas en las que se prime la estética. Se pueden llegar a hacer obras muy atractivas a la vista, como la valenciana Ciudad de las Artes y las Ciencias o la propia Ciudad de la Cultura, en Santiago, donde va a realizarse el congreso.

¿Cómo se encuentra actualmente el sector de la industria metalúrgica gallega?

El sector en su conjunto, que comprende cerca de tres mil empresas, está en general en un buen momento, y recuperándose desde finales de 2016 e inicios de 2017. Y en el ámbito concreto de las estructuras metálicas y cerramientos, está experimentando un comportamiento muy positivo, con un incremento del empleo de más de un 5 % en 2017 respecto a 2016, alcanzando el año pasado las 2.107 empresas y más de 15.400 trabajadores, de los más de 65.000 totales de todo el sector metalúrgico gallego. Muchas de ellas de pequeña dimensión, pero otras tan relevantes como Inasus, Emesa, Metaldeza, Dizmar, Grupo Cortizo, Extrugasa, Exlabesa, Prometal, Talleres Meleiro, Talleres Ganomagoga, Gómez Viso. También hay empresas vinculadas con esta área, como pueden ser las firmas de recubrimientos y pinturas, entre ellas Vigra, Chorro Naval, Lapín. El ámbito de los cerramientos de grandes fachadas cuenta también con empresas muy conocidas como el grupo Aluman, Aluminios Caamaño, y GMetal. En cuanto a la facturación del sector, asciende a 975 millones de euros, incrementándose un 5 % en 2017 con respecto a 2016.

Además de la facturación, también ha aumentado un 5 % el empleo en el sector. ¿Opina usted que hay en Galicia suficiente mano de obra cualificada para trabajar en las empresas metalúrgicas?

Desde Asime hemos cifrado que en Galicia se necesitarán mas de dos mil nuevos profesionales durante este ejercicio 2018, de los cuales se han incorporado en los primeros meses de este año en torno a ciento veinte profesionales. Es decir, tenemos un déficit de mas de mil ochocientos trabajadores. Las causas de esta escasez de personal derivan de haber recortado los planes formativos. También ha habido trabajadores que por la crisis del sector metalúrgico se han ido a otros sectores o a otros países. Ahora mismo estamos comprobando que estamos teniendo problemas para captar trabajadores, probablemente porque no hemos explicado correctamente las ventajas que tiene trabajar en este sector, entre las cuales están las de obtener una cualificación profesional y unos conocimientos que te sirven para conseguir fácilmente empleo en otros sectores. Son trabajos muy técnicos que si te formas en ellos tienes prácticamente garantizada la empleabilidad futura y, sobre todo, destacamos que las retribuciones salariales en el sector metalúrgico en su conjunto, son las mas altas de todos los sectores en Galicia. Nuestros convenios colectivos son los que retribuyen de mejor manera a los trabajadores.

Con estos buenos datos, ¿cree usted que Galicia posee las condiciones adecuadas para atraer nuevos inversores y hacer frente a la competencia del Norte de Portugal?

En los últimos años el Norte de Portugal ha trabajado una estrategia de atracción de inversiones extranjeras que le ha salido bien. Probablemente en Galicia tendríamos que habernos vendido mejor desde todas las  organizaciones empresariales y administraciones públicas, simplificando trámites para la implantación, como se está haciendo ahora con la Ley de Implantación Empresarial. Creemos que hay que seguir trabajando en la facilitación de suelo industrial a un precio competitivo para entidades que pretendan implantarse en Galicia. Un ejemplo reciente es la empresa alemana de componentes de automoción Benteler, que ha decidido crear su segunda planta en el ayuntamiento de Mos, la primera la tienen en Vigo, lo cual constituye una muy buena noticia.

El conselleiro de Economía situó el pasado viernes a Galicia como “referente internacional en el ámbito de la energía eólica marina”, ¿cómo contribuyen a este éxito las empresas metalúrgicas gallegas?

Prácticamente el cien por cien de las empresas que trabajan en la energía eólica marina son empresas del sector metalúrgico. Estamos hablando de empresas de  ingeniería, de logística, de calderería industrial, fabricantes de torres eólicas, de turbinas, etc. Estamos logrando, gracias a los proyectos impulsados por la alianza Navantia- Windar Renovables, con el apoyo de toda una agrupación de más de cuarenta empresas que hemos creado en Galicia, que se llama GOE (Galician Offshore Energy group), de Iberdrola y de EDP, mostrar nuestras capacidades a todo el mundo. De hecho, la semana pasada organizamos la tercera edición de un congreso de eólica marina.

¿Cómo se está adaptando el sector metalúrgico gallego a la revolución industrial 4.0?

Creemos que somos un sector puntero y competitivo. En Asime apostamos muy intensamente por la innovación y, junto a más de cuarenta empresas del sector, hemos obtenido, en los dos últimos años, tres galardones 4.0 otorgados por la Xunta. La industria 4.0 ya no es una opción sino una obligación. Tenemos que estar  a la vanguardia de estas tecnologías sino queremos perder el tren de la competitividad y de la nueva economía, que viene marcada por la automatización y por la transformación digital.